Peruana se forma en la NASA junto a futuros líderes de la innovación tecnológica mundial

Claudia Márquez Palacios, se inició en la programación cuando tenía solo 10 años. Hoy con 26, es co-fundadora de Caleidos, empresa especializada en soluciones digitales, y acaba de volver de Estados Unidos luego de ser parte del programa Singularity University (SU), que reúne a 40 emprendedores a nivel mundial para capacitarlos y brindarles herramientas que puedan aplicar en el desarrollo de proyectos de transformación global a través de la tecnología.

Claudia, quien ganó una beca en SU, estudió Diseño Web en Toulouse Lautrec y cuenta con una certificación de DevOps Engineer y Solutions Architect por Amazon Web Services. Co-fundó Caleidos en 2013 y actualmente se desempeña como Directora de Tecnología junto a un equipo de más de 30 personas que trabajan con el propósito de ofrecer soluciones de desarrollo a las empresas a través de la transformación digital.

Singularity University, se desarrolla en el centro de investigación de la NASA, en Silicon Valley, donde también se encuentran las sedes de las principales multinacionales como Google, Facebook, Tesla entre otros. El programa está enfocado en la formación de líderes que impulsen el desarrollo de proyectos de transformación, empleando tecnologías como la biología digital, inteligencia artificial, robótica y nanotecnología, para afrontar los principales desafíos de la humanidad.

En un periodo de 10 semanas, los participantes seleccionados pueden compartir experiencias e ideas con otros estudiantes, al mismo tiempo que reciben la formación a cargo de destacados referentes de la industria tecnológica. Junto a Claudia Márquez, ya son ocho los peruanos que hasta el momento han tenido la posibilidad de vivir esta experiencia, que busca inspirar a los nuevos líderes de la transformación digital a nivel mundial.

Actualmente, Claudia está dedicada a un proyecto que tiene como objetivo ayudar a las personas a aprender lenguajes de forma más eficiente a través del uso de inteligencia artificial.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *