¿Te despiertas varias veces para ir al baño? Puedes estar padeciendo de Vejiga hiperactiva

Ir al cine, hacer viajes largos, practicar algún deporte, salir a cenar o simplemente ir a trabajar son actividades que encontramos reconfortantes en la mayoría de casos. Pero imagine si todas estas actividades estuviesen condicionadas por un factor tan natural como la necesidad de ir al baño. Pues esta es la realidad que viven 2 de cada 10 personas debido a un síndrome llamado Vejiga Hiperactiva.

La vejiga hiperactiva es un trastorno que altera la capacidad de almacenamiento de la vejiga. La característica principal es la urgencia miccional, es decir, la necesidad inmediata y repentina de ir al baño. En muchos casos se hace difícil de controlar y se llega a tener pérdidas de orina. Quienes lo padecen ven aumentada la frecuencia con la que van a orinar durante el día e inclusive durante la noche.

Comprensiblemente, todo esto perjudica la calidad de vida de quienes padecen este trastorno. Las personas lucen cansadas durante el día, limitan sus actividades, se aíslan, cambian su forma de vestir o dejan de tomar líquidos, por temor a sentir la necesidad de ir nuevamente al baño. El tener un baño cerca se vuelve una de sus mayores preocupaciones.

Comúnmente, este padecimiento se asocia con mujeres, sin embargo, es un problema que afecta tanto a hombres como a mujeres a cualquier edad.

Aunque no se conocen las causas exactas, existen múltiples cuadros asociados que pueden contribuir a la aparición de la Vejiga hiperactiva:

  • Alteraciones en el sistema nervioso, como: enfermedades neurológicas, como la esclerosis múltiple; accidentes vasculares cerebrales que afecten las áreas relacionadas al control de la vejiga; el Parkinson.
  • Accidentes traumáticos sobre la médula ósea.
  • Problemas directamente asociados al aparato urinario, como: infecciones urinarias mal tratadas, cálculos urinarios, tumores en la vejiga o, inclusive, enfermedades metabólicas como la Diabetes. En el caso de los hombres, el tamaño de la próstata puede contribuir también a la aparición.

Como en cualquier padecimiento, la prevención debe ser nuestra primera línea de defensa. Es por ello que la Clínica Urozen te ofrece unas recomendaciones para reducir el riesgo de padecer Vejiga hiperactiva:

  • Mantener un peso adecuado.
  • Realizar ejercicios con regularidad.
  • Reducir el consumo de café, té, licor, bebidas gaseosas que contienen cafeínas.
  • Dejar de fumar.
  • Controlar las enfermedades crónicas como la diabetes.
  • Aprender dónde están los músculos del suelo pélvico y fortalecerlos mediante la realización de los ejercicios Kegel.
  • Reducir el consumo de ají o alimentos condimentados.

Es muy importante entender que, si bien el envejecimiento puede aumentar las probabilidades de padecer este problema, no debemos creer que es algo natural, porque no lo es. Es un problema que se puede corregir si adoptamos las medidas necesarias.

Recuerda que un correcto diagnóstico es la clave para un adecuado tratamiento. El síndrome de Vejiga hiperactiva es un problema que se puede solucionar si seguimos el consejo de los especialistas. Conoce más recomendaciones de Urozen en el siguiente link:http://www.urozen.com/

SOBRE UROZEN

 

UROZEN es un centro especializado en urología y prevención oncológica con más de 11 años de experiencia. Se caracterizan por ser pioneros en equipamiento e infraestructura con la más alta tecnología urológica. El campo de trabajo de Urozen abarca todas las especialidades de esta rama de la medicina como son la Urología Oncológica, la Urología Laparoscópica, la Endourología, la Microcirugía, la Urología Reconstructiva, la Urología Femenina, la Urología Pediátrica y la Andrología. Urozen se encarga de todos los problemas que pueden existir en los riñones, vejiga, uretra y uréteres, de ambos sexos, y en los órganos sexuales masculinos.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *